jueves, 14 de agosto de 2008

Paréntesis a tu día

Sin reparo, sin ansias, sin ninguna idea, te asomas y…
Hoy encuentras esto en tu buzón,
En el momento que quizás pensaste
Que no volvería a hacer poesía para ti,
Que no dejaría notas que colocaran un paréntesis
En alguna clase imposible de Civil, o entre tu
Rutina de maquillarte o en esos asuntos de
Abogados que a veces nos desquician.
Pero no, hoy de nuevo tecleo en tu día un
Paréntesis más, sin distinción de los otros…
…bueno, unos mejores, otros no tanto, algunos
Sin sentido y otros sin la falta de encontrarlo,
Porque no hay un motivo, un sentido para sumergirte en
Mi poesía, si de repente te encuentro asomada en
La ventana del bus, quiero decir, en mi cabeza,
Entonces, es inevitable escribir, es como presionar el
Botón de parada de esas viejas unidades que ya no
Funciona, pero aun así lo haces, porque te distrae,
Porque me distrae pensarte, porque me encanta recordarte
En las instantáneas color sepia, y en los lugares que con
Frecuencia almorzamos, en el las escaleras fumando un
Cigarrillo o en alguna cola tradicional de la autopista.

Sin reparo, sin ansias, sin ninguna idea, te asomas y…
Yo sonrío, porque noté el gesto de impresión en tu
Rostro, ese gesto que es agradable ver, ver en ti]
Un poco de ansias, ahora que descubriste el trozo de
Papel escondido en tu mochila, te detienes, ves el final
(Mayo de 2008) Y luego vuelves al principio de la hoja,
Lees, ríes, quizás murmures alguna frase ahí escrita:
“Una pluma en mi mano, una mujer en mi cabeza, tú],
Unos días de insomnio, la luna, las estrellas, fugases o estáticas,
¿Dios? también, estoy seguro que si Dios fuese poeta,
Tú serías su mejor poesía”
…Y sin reparo, sin ansias, sin ninguna idea, te asomas y…
Encuentras el espacio donde debe ir de nuevo el trozo de
Papel, para que quizás en la noche lo encuentres, esculcando
Entre tus libros y otras cosas, lo veas de nuevo, y con intensiones
O no, lo tomes, lo leas y en Algún deja vú me recuerdes,
Por unos segundos…me recuerdes.

No hay comentarios: